Ecomoda – Eco fashion – Moda ecologica

meadow-compton-580

Además de bonita, la moda tiene que ser, cada vez más, bio, organica, natural, sostenible, poco contaminante, reciclable… Las grandes empresas del sector textil también se apuntan a la conciencia ecológica.

Hace unas décadas, pocos se paraban a pensar dónde dejar unas pilas usadas. Y parecía normal tirar papel, plástico, vidrio y residuos orgánicos en la misma bolsa de basura. Pero llegaron las noticias sobre el agujero en la capa de ozono, el calentamiento global… y la mayoría de la población empezó a darle vueltas al lema “Piensa en verde”.

Mientras tanto, un grupo de adelantados han puesto todos sus esfuerzos en dar ejemplo y llevar al máximo el compromiso ecológico. Y precisamente dentro de un sector, el de la moda, que tuvo sus más y sus menos con los defensores del medio ambiente, pero que parece convencido de que la sostenibilidad es el único futuro posible. Algunas firmas españolas empiezan a ser referente mundial por su preocupación ambiental. Entre otras razones, porque los clientes lo demandan. “Saben que es el futuro y que el consumidor se pregunta qué hay detrás del producto en el que gasta el dinero”, explica la modelo Almudena Fernández, directora de embajadores climáticos para The Climate Proyect Spain, el proyecto de la Fundación Al Gore.

A la cabeza de esa línea hay varias empresas que empiezan a implantar la “eco fashion” en nuestro país y en el resto del mundo.

poster_hybrid_vert-01.preview

Camper. Fue la primera empresa de calzado en recibir la Ecoetiqueta de la Unión Europea en el 2000, un reconocimiento a su empeño por reducir el impacto ambiental de sus productos, la búsqueda de una mayor eficiencia de los recursos, la reducción de la toxicidad de los residuos, la reutilización y el reciclaje. Ahí van dos ejemplos: los Wabi, pensados para el interior, o la línea Camper Hybrid, en la que introducen componentes reciclados, pieles casi libres de cromo, algodón orgánico y corcho. También aplican criterios ecológicos en su Fundación o en el hotel Casa Camper Barcelona, donde el agua de las duchas se recicla para las cisternas. Además, participa en proyectos de concienciación ambiental, como el realizado con Sybilla y la fundación Navdanya: una bolsa de algodón orgánico, llamada “Estabolsatienetela”, para promover los tejidos ecológicos.

zara2

Inditex. Su marca insignia, Zara, despuntaba en 2009 por ser una de las 10 empresas del mundo que más algodón orgánico usaba. Y a finales de 2010 abría en Roma su tercera tienda ecoeficiente, con la que consume un 30% menos de energía, disminuye un 70% el consumo de agua y evita la emisión de más de 200 toneladas de CO por año (es la primera tienda en Europa en optar al sello estadounidense de certificación medioambiental más exigente en esta materia.). Ahora ha puesto en marcha el plan “Inditex sostenible 2011-2015”, que incluye la extensión de los criterios de ecoeficiencia en iluminación, climatización, consumo de agua, materiales, reciclaje y gestión de residuos a las nuevas tiendas y reformas. También aprovecha ocasiones especiales para sensibilizar a la población: en el 25 aniversario de Massimo Dutti dieron bolsas de yute, una fibra ecológica y sostenible.

mango-store

Mango. Hace cinco años firmó un convenio con Greenpeace para trabajar en aspectos relacionados con sustancias nocivas. Además, el año pasado consiguió la etiqueta CeroCO2 y la certificación Made in Green, que garantiza que sus prendas no contienen sustancias químicas y que se fabrican en centros de producción con un sistema adecuado de gestión ambiental y respeto a los derechos de los trabajadores.

Cuplé. Contactaron con la modelo Almudena Fernández para ser la imagen de su campaña y ella les propuso crear una colección ecológica. El resultado es una colección de calzado donde utilizan tintes orgánicos y piel reciclada de desecho, libre de productos químicos. La caja que contiene los zapatos también es de material reciclado y reciclable, y en ella se incluyen semillas de pino, recubiertas de arcilla, para plantarlas.

Pasarelas verdes

Una prueba palpable de que la “eco moda” está encontrando cada día más su hueco es la celebración de la Green Shows Eco Fashion Week. Este evento paralelo a la Semana de la Moda de Nueva York, deja ver cada año en Manhattan, durante cuatro días, los diseños más ecológicos del mundo de la moda.

En Madrid, Greenpeace tuvo hace cuatro años una iniciativa similar. Bajo el lema “Moda sin tóxicos” 16 diseñadores presentaron en el Círculo de Bellas Artes de Madrid un desfile con prendas “limpias”. En él participaron, Antonio Pernas, Carlos Díez, Carmen March, David Delfín, Hannibal Laguna, Ion Fiz, Juanjo Oliva, La casita de Wendy…