Novedosa tecnologia permite obtener electricidad del aire a partir de vehículos en movimiento

1_viento electricidad diarioecologia.jpg

Gracias al efecto piezoelectrico existen adelantos muy esperanzadores en la generacion de energia a partir del paso de los vehiculos, tambien se pretende impulsar barcos con esta tecnologia, se estudia la generacion de energia a partir de los latidos del corazón y se aplican ya iniciativas donde se produce electricidad por el paso de los transeuntes.

Investigadores del City College de Nueva York han desarrollado un sistema para generar energía para aviones u automóviles basada en piezoeléctricos, materiales que transforman la energía cinética del movimiento en electricidad. Los resultados se presentan esta semana en el congreso anual de la división de dinámica de fluidos de la American Physical Society.

Los piezoeléctricos son materiales que tienen la capacidad de convertir la energía cinética del movimiento en electricidad. A partir de aquí, un grupo de investigadores del City College de Nueva York ha desarrollado un nuevo sistema para generar energía para aviones u automóviles basada en estos materiales.

Colocados en el techo de un coche o en el fuselaje de un avión para que vibren por efecto de la corriente de aire generada en movimiento, producirían tensión eléctrica. Sin embargo, la energía generada no sería suficiente para reemplazar los motores convencionales, pero sí podría alimentar algunos sistemas tales como las baterías dedicadas a suministrar electricidad para los paneles de control u otros pequeños aparatos electrónicos como teléfonos móviles.

Cuando el dispositivo se coloca en la estela de un cilindro, como la parte trasera de un coche, la corriente de aire provoca una vibración por resonancia, explica el profesor Yiannis Andreopulos, director del proyecto. En el techo de un coche, se agitarían de forma más inestable por obra de un tipo de corriente denominada capa límite de turbulencia. Los investigadores están ahora centrados en optimizar estos dispositivos (de 2,5 por 1,25 centímetros), moderando las fuerzas físicas a las que son sometidos en diferentes corrientes de aire. Estos aparatos abren la posibilidad de recuperar de forma continua energía que de otra forma queda malgastada en el medio ambiente.

La electricidad está en el aire









COMENTARIOS

Recibe mas notas maravillosas como ésta

Suscríbete para recibir GRATUITAMENTE un resumen de nuestros mejores artículos.