Flying-V promete ser “el avión más sustentable y amigable” con el medio ambiente.

El futuro y una nueva manera de viajar en la que se cuide el medio ambiente parece estar a la vuelta de esquina o a unos pocos metros sobre el aire. Es que una aerolínea holandesa y la Universidad Tecnológica de Delft (TU Delft) anunciaron el exitoso primer vuelo del modelo a escala del avión comercial el Flying-V, después de numerosas pruebas en el túnel de viento y en tierra.

Un grupo de ingenieros, investigadores y un piloto de drones de TU Delft viajaron a una base aérea en Alemania para el primer vuelo de prueba de lo que denominan “el avión energéticamente eficiente del futuro”, ya que promete generar un ahorro del 20 por ciento en el consumo de combustible.

“Teníamos mucha curiosidad por este momento debido a que el diseño encaja perfectamente dentro de nuestra iniciativa vuelos responsables, que representa todo lo que estamos haciendo y seguiremos haciendo para mejorar nuestra sostenibilidad ecológica”, cuenta en detalle el CEO de la aerolínea, Pieter Elbers.

El Flying-V tiene un diseño en forma de “V” corta que permite la distribución e integración de la cabina de pasajeros, la bodega de carga y los tanques de combustible en las alas. Esta creación pretende ser un nuevo medio de transporte de larga distancia transatlántico, con el diferencial de tener una gran eficiencia energética.

Las características sustentables nacen a partir de los cálculos científicos e informáticos que predijeron que la innovación en la aerodinámica y el menor peso del avión llegarían a reducir el consumo de combustible respecto de los aviones más avanzados de la actualidad, como el Airbus A350.

El presidente de la aerolínea más antigua del mundo dijo que la innovación “es parte y debe ser parte del futuro de la aviación”.

Entre otras destacables características, el Flying-V transportará 314 pasajeros, el embarco y desembarco será mucho más rápido al disponer de cuatro entradas/salidas, y un diseño experimental con cuatro tipos de asientos, como grupales y hasta camas para la clase económica. La compañía Airbus también se encuentra entre los principales inversores de este proyecto.

La línea aérea presentó este prototipo al cumplir 100 años de existencia como empresa. No obstante, para que este avión se convierta en realidad habrá que esperar entre 10 y 20 años por todas las pruebas e investigaciones que se deben continuar. El siguiente paso que se busca es la utilización de combustibles sostenibles.


Necesitamos tu ayuda para seguir informando

Estamos viviendo una emergencia sanitaria y económica llena de incertidumbres. Hay muchas preguntas y no siempre tenemos las respuestas, pero todo el equipo de DiarioEcologia trabaja con entrega para ayudarte a encontrar información fiable y acompañarte en estos momentos tan duros. Nunca había tenido tanto sentido nuestra misión de servicio público como ahora. Y a la vez nuestra situación económica nunca había sido tan frágil.
No te pedimos dinero, solo tu apoyo compartiendo esta nota haciendo click en el boton a continuacion >>>

Que opinas?