No más energía eléctrica: este cargador funciona con agua y sal

0001aguaysal

El cargador JAQ pesa 180 gramos y consiste en una especie de funda rígida en la cual se insertan cartuchos con forma de tarjeta que contienen agua con sal, los que son desechables. Estos son llamados los Power Cards. Cada cartucho contiene suficiente energía para cargar completamente cualquier teléfono móvil o tablet.

¿Cómo funciona? El PowerCard se inserta en el cargador, generando una reacción química al entrar en contacto con las 10 celdas de combustible de hidrógeno, generando 1800 mAh de energía, los que se transfieren a tu teléfono vía USB.

Por ahora, el producto está a la venta sólo en Suecia, pero pretende ampliarse al mercado de Estados Unidos, China y Dubai. Además, sus creadores están buscando la fórmula para que no sean nocivos con el medio ambiente y que sean fabricados en un 100% de materiales reciclados y reciclables.

El proyecto busca acabar con la dependencia de la energía eléctrica a la hora de cargar el celular. Sus creadores trabajan en adaptar y mejorar la tecnología de las pilas de combustible, para satisfacer la demanda mundial de personas que necesitan cargadores que no se carguen con enchufes convencionales.

LiveScience









COMENTARIOS

Recibe mas notas maravillosas como ésta

Suscríbete para recibir GRATUITAMENTE un resumen de nuestros mejores artículos.