China construye línea de transmisión eléctrica de mayor capacidad del mundo que reducirá emisiones

China construye una línea eléctrica de ultra-alta tensión en la región autónoma de Xinjiang, la cual reducirá 317 mil toneladas de dióxido de azufre y 267 mil de óxido de nitrógeno, que de otra forma se producirían durante el transporte.
Diseñada para soportar una capacidad de transmisión de ocho millones de kilovatios (KW) al término de su construcción en 2014, la línea de dos mil 210 kilómetros de largo usará la moderna tecnología de Corriente continua de alta tensión (Uhvdvc, por sus siglas en inglés).

Este sistema de transporte de energía eléctrica es utilizado en largas distancias y en esta ocasión conectará la base energética de la prefectura de Hami, en el este de Xinjiang, con la ciudad central de Zhengzhou, según fuentes del sector, citadas hoy por la prensa.

Con un costo de tres mil 700 millones de dólares, atravesará la vasta zona de Xinjiang, la región autónoma de Ningxia y las provincias de Gansu, Shaanxi, Shanxi, y Henan.

De 800 kilovoltios (kV) -tensión-, la línea transmitirá 37 mil millones de kilovatios por hora de media anual, de acuerdo con Liu Zhenya, director general de la Corporación Estatal de la Red Eléctrica de China.

Su construcción se inició la víspera junto a otra de 750 kV que conectará Xinjiang con la red principal de la Corporación de Electricidad del Noroeste del país.

Esta última, estimada en mil 512 millones de dólares y de dos mil 180 kilómetros, se convertirá en la ruta más importante de transmisión de la energía eólica y solar generada en la prefectura de Hami, la ciudad de Jiuquan en Gansu, y la cuenca Qaidam en la provincia de Qinghai, a otras partes de China.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba