El bambú: como opción ecológica de construcción

1_bambu-diarioecologia.jpg

Por Ana Palicio Pire. El bambú es el mejor sustituto de la madera. Resistente, duradero, ecológico y sostenible. Esta materia prima se emplea para pavimentos, paneles y mobiliario, de ahí que la denominen el “acero vegetal”. Sus propiedades y un crecimiento cuatro veces más rápido que el de los árboles lo convierten en “la madera del futuro”.

No obstante, las tendencias mandan y el bambú está de moda. Ordenadores con carcasas de bambú, alfombras, ropa, lámparas, mobiliario, juguetes, menaje y todo tipo de objetos creados para proyectar una imagen “verde” y natural, invaden nuestras tiendas, pero ¿cuáles son las propiedades ecológicas de este material?

El bambú está considerado uno de los productos leñosos con más potencial de futuro gracias a su rápido crecimiento. Procede de una gramínea que crece en Asia y en América (principalmente en Centroamérica, Venezuela, Colombia y Ecuador). Permite obtener cosechas en un periodo de tiempo entre 5 y 6 años, mientras que otras especies maderables requieren hasta cuatro veces más. Además al ser una hierba no necesita replantación, ya que brota naturalmente cada año. El rápido crecimiento de la planta es su gran baza frente a la madera, pues el rendimiento de un bosque de bambú puede ser 20 veces mayor que el de uno de árboles; esto no significa que la madera no sea igualmente una opción ecológica, ya que las explotaciones de madera controladas conllevan un aumento de las masas forestales, manteniéndolas sanas y en desarrollo. La plantación del bambú se presenta como una alternativa sostenible y ecológica, especialmente, frente a la madera tropical. En cuanto a sus aplicaciones, se puede emplear tanto en artesanía como en suelos, muebles, puertas, ventanas o pasta de papel.
La madera más ecológica

La utilización del bambú como materia prima de pavimentos, laminados, paneles, mobiliario y accesorios, o como recurso para la edificación de viviendas, es un acierto en la actualidad, ya que el respeto al medio ambiente es prioritario. El reconocimiento generalizado de los arquitectos y diseñadores hacia el bambú como una opción ecológica, ha popularizado su empleo en infinidad de sectores relacionados con la decoración y el diseño, y ha llevado a muchas personas a considerarlo el sustituto de la madera.

En cuanto a la posibilidad de que la tala de bambú ponga en peligro la supervivencia del oso panda, parece demostrado que no es así. Este animal se alimenta de hojas, ramas y troncos de distintas especies de bambú, mientras que el “Phyllostachys pubescens” no tiene hojas en sus cinco primeros metros y, además, el oso panda habita en zonas en las que no se cultiva esta planta.

bamboocounte

bambooroom


Necesitamos tu ayuda para seguir informando

Estamos viviendo una emergencia sanitaria y económica llena de incertidumbres. Hay muchas preguntas y no siempre tenemos las respuestas, pero todo el equipo de DiarioEcologia trabaja con entrega para ayudarte a encontrar información fiable y acompañarte en estos momentos tan duros. Nunca había tenido tanto sentido nuestra misión de servicio público como ahora. Y a la vez nuestra situación económica nunca había sido tan frágil.
No te pedimos dinero, solo tu apoyo compartiendo esta nota haciendo click en el boton a continuacion >>>

Que opinas?