El cambio climático y la contaminación aumentan alergias

El cambio climático y la contaminación son dos factores que han provocado un aumento significativo del número de alérgicos en los últimos años, de modo que en el mundo se ha pasado en apenas dos décadas de un 5 o un 10 por ciento de personas con alergia al 33 por ciento.

Así se ha puesto de manifiesto en la Reunión Anual de la Sociedad de Alergología e Inmunología Clínica. Los expertos han indicado que la desertización, el cambio climático está provocando que ahora haya más alérgicos a los pólenes de las quenopodiáceas, que ya constituyen la tercera causa más frecuente de alergia.

El aumento de la desertización de los suelos derivado del cambio climático está afectando a la flora y provocando un incremento de los pólenes, sobre todo el de las quenopodiáceas.

Con el aumento de la desertización, la alergia a este tipo de pólenes está creciendo y ya es la segunda o tercera causa, esta tendencia puede extenderse aún mas, si no se toman medidas
La familia de las quenopodiáceas es muy amplia y que, «de las más de 100 especies diferentes que existen, solo 10 o 12 tienen importancia clínica».
Los alergólogos también han observado que los pacientes que son alérgicos al polen experimentan nuevos picos, de manera que «los síntomas se están prolongando en el tiempo.

En este encuentro, los alergólogos también han analizado el aumento del número de pacientes alérgicos a los insectos himenópteros, especialmente en el caso de los abejorros, debido a su uso en los invernaderos para la polinización de hortalizas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba