El planeta se calienta más rápido de lo que pensamos

el planeta se calienta mas rapido de lo que pensamos

Por: Lisandro Pardo. Para la gran mayoría del planeta, el calentamiento global no es una teoría o una tendencia: Es un hecho. En la actualidad, las diferencias más importantes surgen a la hora de establecer con precisión el impacto que está teniendo. Las últimas mediciones realizadas por el Laboratorio Lawrence Livermore indican que los océanos del hemisferio sur absorben mucha más energía de la que se había calculado hasta ahora. En otras palabras: El planeta se calienta más rápido.

Si haces un breve recorrido por la Web encontrarás muchos sitios dedicados a combatir “el mito” del calentamiento global. En resumen, tratan de establecer que la actividad industrial de la raza humana en los últimos 115 años no ha tenido absolutamente ninguna clase de impacto, y que todos los científicos que lo defienden cargan con intereses personales. De más está decirlo, los “negadores” escepticos del cambio climático también tienen sus propios intereses, concentrados principalmente en política y dinero, e ignoran hechos contundentes como la reducción del hielo en el Ártico. Pero el calentamiento es “global” porque afecta a toda la Tierra, lo que remarca la necesidad de contar con datos fehacientes de cada región.

En el Laboratorio Lawrence Livermore que está ubicado en California, el investigador Paul Durack y sus colegas han comparado mediciones directas e inferidas de la temperatura marítima con los resultados obtenidos de modelos climáticos. La “buena” noticia es que las mediciones pertenecientes al hemisferio norte están en los niveles que ya se habían calculado, pero la mala noticia es que la situación en el hemisferio sur es mucho peor. Los resultados apuntan a que el calentamiento en los océanos del sur desde el año 1970 hasta 2003 habría sido más del doble de lo que se estimaba hasta la fecha. En consecuencia, esto indica que los océanos de todo el mundo absorben entre un 24 y un 58 por ciento más energía de lo estimado previamente.

El doctor Wenju Cai, experto en modelos climáticos de la CSIRO australiana, lo coloca en términos sencillos: El calentamiento neto de la Tierra es más grande. Una gran parte del problema asociado a esta pérdida de balance entre los resultados de ambos hemisferios ha sido causado por la falta de mediciones directas en el hemisferio sur. Cai explica que muchas de las mediciones en el hemisferio norte han tenido el respaldo de potencias económicas, a través de naves de carga y proyectos científicos dedicados, mientras que en el hemisferio sur, las mediciones directas han sido “muy pocas”. Desde el año 2000, el sistema Argo ha ayudado a obtener datos más precisos, pero esos datos ayudan hasta cierto punto. El gran cambio, aún está por venir, la realidad es que el planeta se calienta mas rápido de lo que pensabamos.

Fuente:NewScientist

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba