Felicitaciones a Panamá, pais que ratifica su rechazo a la caza de ballenas

ballenas

Por: MAYRA CASTILLO CÓRDOBA. Nueve naciones latinoamericanas repudiaron este mes la captura de unas 1,000 ballenas que desarrolla Japón en aguas antárticas bajo el pretexto de ser una ‘caza científica’.

Los gobiernos de Argentina, Brasil, Chile, Costa Rica, Ecuador, México, Panamá, Perú y Uruguay, miembros de la Comisión Ballenera Internacional y del llamado Grupo de Buenos Aires, GBA, exhortaron a Japón a poner fin a la ‘caza científica’ de cetaceos.

Los países del GBA ‘hacen público su más firme rechazo a la caza de cerca de mil ballenas, incluidas especies clasificadas como amenazadas, en el Santuario Ballenero del Océano Austral’, dijo un comunicado de la cancillería chilena.

Vídeos difundidos por organizaciones conservacionistas muestran que muchas de las ballenas cazadas terminan en los platos del comercio nipón, y también en Estados Unidos y Corea, a donde son exportadas clandestinamente.

Japón alega que es una tradición de su pueblo alimentarse de ellas.

El santuario fue creado por la CBI en 1992, abarca unos 50 millones de kilómetros cuadrados alrededor de la Antártica y su propósito es proteger la zona usada por las ballenas, que anualmente se trasladan desde sus áreas de apareamiento y alumbramiento, en el Pacífico Sur, a las heladas aguas antárticas en busca de alimentación.

Japón desatiende los llamados de la comunidad internacional. Estudios científicos estiman que el 80% de las ballenas del mundo llegan a alimentarse todos los años a las aguas antárticas.

El GBA impulsa el respeto a los santuarios balleneros, el uso no letal de esos cetáceos y el mantenimiento de una moratoria comercial vigente desde 1986.

La CBI existe desde 1946, cuando las ballenas estaban al borde de la extinción, y en 1986 impuso la moratoria comercial, que Japón empezó a eludir un año después aprovechándose de un artículo de su Convención que permite a los países miembros autoasignarse una cuota de ballenas para ‘estudiarlas’.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba