Puerto Rico no quiere a Monsanto

monstruo-monsanto1-750x475

QUe buenas noticias!. Es hora que nuestros politícos imiten a la senadora del Partido Independentista Puertorriqueño (PIP), María de Lourdes Santiago Negrón, quien presentó el Proyecto del Senado 1339 para prohibir el uso por parte del Gobierno, del glifosato (herbicida vendido como “Roundup”) fabricado por la empresa de bio tecnología Monsanto.

 

Dejarán de fumigar con herbicida de Monsanto en Colombia

 

“Es inconcebible que el Estado permita y sea uno de los principales promotores del uso de un herbicida -tan potente, que originalmente fue patentado como descalcificador para limpiar depósitos minerales en tuberías- al que se ha vinculado a problemas de salud como el cáncer, infertilidad, neurotoxicidad, problemas reproductivos, defectos de nacimiento, inflamación del cerebro asociada con el autismo y la enfermedad de Alzheimer, entre muchos otros”, declaró la portavoz del PIP en el Senado en comunicado de prensa.

Según la medida legislativa, países como Dinamarca, Holanda y El Salvador, y municipalidades de España y Canadá, han prohibido total o parcialmente el uso de glifosato. También se señala en la exposición de motivos del proyecto de ley que Bermudas prohibió su uso, en Argentina existe legislación presentada a los mismos efectos, la cual fue recientemente apoyada por más de 30,000 médicos de dicho país y en Colombia el Presidente pidió suspender su uso en las aspersiones contra los cultivos ilícitos en ese país ante la reciente reclasificación del glifosato a “probablemente cancerígeno para los seres humanos” por parte de la IARC.

“En Puerto Rico existe una alta preocupación de las comunidades por el uso indiscriminado de glifosato. Su uso no es exclusivo de los cultivos agrícolas, sino que Municipios como Bayamón, Aibonito y Cayey utilizan el herbicida para desyerbar caminos y carreteras municipales y estatales. Incluso, se ha visto a compañías privadas esparciendo herbicida en escuelas en horario de clases, en las orillas de los canales de riego y en las autopistas del país. Además de la peligrosidad del glifosato, hay que añadir el mal manejo en su aplicación. Por ejemplo, residentes de Barrio Nuevo en Bayamón han relatado que al asperjar el herbicida en la orilla de la carretera, el mismo cae sobre el techo de sus hogares o incluso sobre su cuerpo, aun estando en el patio de sus hogares”, puntualizó la senadora Santiago Negrón

“Es inconcebible que el Estado se preste a servir de agente contaminante, por lo cual exhortamos a las comunidades a apoyar esta medida”, finalizó la senadora del PIP.

 

Transgénicos de Monsanto provocan impotencia sexual

 

El oscuro secreto de Monsanto: los efectos del herbicida Roundup sobre el feto

 

OMS confirma que herbicidas utilizados por Monsanto podrían provocar cáncer en humanos

 

Herbicida de Monsanto deja al borde de la extinción a la maravillosa mariposa monarca

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba