Tensión en el penúltimo día de la cumbre climática

Por María Gabriela Ensinck. La Unión Europea negocia a puertas cerradas y suspendió su conferencia de prensa. La mayoría de los emergentes agrupados en el G77 más China piden por un segundo período de compromiso de Kyoto. Estados Unidos va por un nuevo tratado que reemplace a Kyoto, y concentrar los esfuerzos en el Fondo Climático y no tanto en la reducción de emisiones. Los países insulares (AOSIS), sostuvieron que sería un desastre postergar los compromisos de reducción de emisiones para el 2020, mientras los países Africanos amenazan abandonar la conferencia si no se alcanza un acuerdo.

Este fue el panorama anoche en el Centro de Convenciones Inkoshi Luthuli de la ciudad de Durban, donde se lleva a cabo la Convención de las Naciones Unidas sobre Cambio Climático (COP 17).

No obstante, con un viso de optimismo típicamente brasileño, el embajador Luis Alberto Figueiredo, jefe de la delegación Brasileña en la COP, señaló que está esperanzado en que la cumbre termine con buenos resultados. Por el momento, señaló ‘se alcanzaron acuerdos importantes en cuanto al Green Climate Found (Fondo Verde), de ayuda a los países de menores recursos para su adaptación al cambio climático.

Asímismo, se efectuaron avances importantes en el mecanismo de implementación del REDD Plus (Reducción de Emisiones por Deforestación y Degradación), uno de los programas cruciales para proteger el Amazonas.

Aún resta un día de negociaciones, y el futuro de Kyoto, hasta el momento el único tratado legalmente vinculante que obliga a un grupo de naciones desarrolladas a reducir sus emisiones de gases invernadero, está por verse.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba