El cambio climático incrementa enfermedades en perros y gatos de fácil transmisión en seres humanos

1_perro--diarioecologia.jpg

Desde hace varios años se sabe de la existencia de enfermedades parasitarias ocasionadas por vectores como garrapatas y mosquitos en regiones cálidas y húmedas del país, sin embargo por el cambio climático y la movilidad de las mascotas se han detectado vectores en regiones donde anteriormente se creían inexistentes, incrementando sensiblemente la incidencia de enfermedades en perros y gatos.

Este fenómeno, está ocurriendo en toda Latinoamérica, por lo que urge desarrollar estrategias para prevenir y controlar las enfermedades ocasionadas por vectores.

Con una alta incidencia en zonas cálidas y húmedas de Latinoamérica, las enfermedades transmitidas por vectores en animales de compañía se producen a través de la picadura o mordedura de garrapatas, pulgas o mosquitos, las cuales pueden resultar extremadamente irritantes para las mascotas, causar daño en la piel, incluso afectar sensiblemente la salud y en algunos casos, si no son tratados a tiempo, poner en riesgo la vida de la mascota.

Aunado a ello – este tipo de vectores, como por ejemplo las garrapatas, pueden transmitir enfermedades graves tanto para los perros como para sus dueños, como la enfermedad de Lyme, causada por un parásito llamado Borrelia y cuya manifestación es inapetencia y fiebre, aunque el principal síntoma es la cojera, rigidez de los miembros y dolores articulares en los perros afectados. O la ehrlinchiosis o mal de la garrapata, enfermedad de alta incidencia en mascotas en México, cuyos síntomas son apatía, anorexia, fiebre, pérdida de peso, hemorragias, aumento del tamaño del hígado y bazo, y afección de ganglios linfáticos.

Remedios naturales contra garrapatas y pulgas

Para evitar poner en riesgo la salud de su mascota y de quienes disfrutan de su compañía es fundamental establecer medidas preventivas como la desparasitación periódica, tenerla en un espacio higiénico y estar atentos a comportamientos como rascar, morder o lamer su pelaje con frecuencia, sacudir su cabeza persistentemente o rascarse las orejas. Finalmente ante la sospecha de la presencia de estos vectores, lo mejor es acudir con su médico veterinario, quien determinará la estrategia adecuada para su control

1 comentario en “El cambio climático incrementa enfermedades en perros y gatos de fácil transmisión en seres humanos”

  1. Pingback: El cambio climático incrementa enfermeda...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba