Fabrican un biocombustible a partir de algas que puede usarse en todo tipo de motores

Científicos de la empresa biotecnológica española Biomar Microbial Technologies han identificado seis nuevas microalgas capaces de originar biocombustible de una calidad similar al gasoil.

Los investigadores han demostrado que estos microorganismos, cultivados con sales y luz solar y sin modificación genética, producen ácidos grasos que originan combustible ecológico útil para la industria del motor.
Después de clasificar los tipos de algas que producen esos ácidos grasos, la empresa radicada en España trabaja ahora en la modificación genética de estos microorganismos para lograr reproducirlos «y que de un alga, salgan 10.000.

Actualmente, para llenar el depósito de un coche convencional, con capacidad para unos 40 o 45 litros de combustible, haría falta tener una cantidad de microalgas suficiente como para llenar una piscina doméstica, mientras que, con esa modificación genética en la que se trabaja, bastaría con el tamaño de una nevera llena de algas para abastecer de gasóleo ese mismo depósito.

Además de producir el ácido graso que posteriormente se transforma en diésel, las microalgas son consumidoras de dióxido de carbono, lo que constituye «un valor añadido», en la lucha contra el calentamiento global.

El biodiesel obtenido tiene las mismas aplicaciones que el actual diesel y su producción es ilimitada. Además, su utilización no precisa realizar ningún cambio en la actual tecnología de la industria del motor.

El biocombustible ecológico se obtiene a partir de los aceites que surgen de la conversión de la biomasa de microalgas, en un proceso que se denomina transesterificación. Posteriormente, los ácidos grasos resultantes dan lugar al biocombustible de alta calidad.

Una producción ilimitada» de algas y, por ende, de combustible, se puede lograr que consuman más cantidad de dióxido de carbono, lo que reduciría sus emisiones a la atmósfera.

El origen principal del diésel que se encuentra actualmente en el mercado son cereales como el trigo o el centeno, con lo que se está disparando el gasto en este tipo de materias primas que está destrozando al Tercer Mundo.

Esta investigación intenta ofrecer «una propuesta ecológica» que permita dejar de cultivar grandes superficies de cereales en esas zonas para luego utilizarlos como gasóleo, «porque al final lo que se está haciendo es encarecer la materia prima de esos países».

1 comentario en “Fabrican un biocombustible a partir de algas que puede usarse en todo tipo de motores”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba