Te han dicho que es bueno tomar té verde. Pero esto NO te lo dijeron

0001greenteas

El té verde es una de las bebidas que más beneficios aporta al ser humano. Entre algunas de las propiedades que se le atribuyen -muchas de ellas comprobadas científicamente- se encuentran la de ser antioxidante, bueno para perder peso y hasta incluso para la dentadura. Conoce más sobre esta gran infusión.

¿Para qué sirve el té verde?

Estos son algunas de las más importantes propiedades y beneficios que tiene el té verde en ayunas o después de las comidas.

Para retrasar el envejecimiento

  • Es un poderoso antioxidante. El alto contenido de catequinas e isoflavonas del té verde lo transforman en un perfecto aliado para luchar contra el envejecimiento, colaborar con la circulación y evitar el endurecimiento de las paredes arteriales, entre muchos otros beneficios.
  • Previene la caída del cabello. Las responsables de este beneficio son las epigalocatequina-3-galato o EGCG. Estas sustancias estimulan el crecimiento del cabello y causan un alargamiento significativo del folículo piloso.
  • Aumenta la fertilidad. Su alto contenido en polifenoles y en hipoxantina ayudan a que un mayor número de embriones tengan las condiciones óptimas para ser fecundados y además, beneficia el aumento en la maduración y fertilidad de los ovocitos.

 

Para prevenir las enfermedades crónicas y degenerativas

  • Es anticancerígeno. Ya son muchas las investigaciones sobre el té verde en ayunas que fundamentan esta propiedad. Se cree que esto se debe, también, a su gran contenido de antioxidantes. Por ejemplo, el té verde sería el responsable de la baja tasa de cáncer en Asia, también bueno para la próstata y asimismo se lo indica como bueno para la prevención de varios tipos de cáncer.
  • Estimula la inmunidad. Las responsables de esta propiedad del té verde serían las catequinas EGCG, que poseen una de las sustancias antioxidantes que componen esta bebida que no deja de sorprendernos por sus cuantiosos beneficios.
  • Controla la diabetes. Puede llegar a prevenir el desarrollo de diabetes tipo 1 y además puede retrasar su progresión.
  • Calma las alergias. Las catequinas serían las responsables de bloquear a ciertos componentes que activan las alergias, sobre todo las estacionales.
  • Previene el glaucoma y otras afecciones de la vista. Su alto contenido en polifenoles es quien le confiere su gran poder antioxidante, que es capaz de evitar el estrés oxidativo celular. Este es quien provoca diferentes tipos de enfermedades degenerativas como el caso del glaucoma.
  • Combate problemas de próstata. Su gran capacidad de regenerar tejidos es conferida por su contenido rico en catequinas, que le brindan su poder antioxidante. Por esta razón, se ha comprobado que el té verde puede reducir hasta en un 50 por ciento el riesgo de contraer cáncer prostático.
  • Controla el vitiligo. Al parecer, una proteína que se encuentra en el té verde llamada p57 protege a las células sanas de la piel para que no sean atacadas por el sistema inmunológico y no se formen más manchas blancas en la misma.
  • Disminuye los síntomas de lupus. Puede ayudar a reducir el estrés oxidativo de las células y así revertir el daño causado por la inflamación a los tejidos, una de las características sobresalientes del lupus.
  • Elimina verrugas genitales o VPH. Según estudios científicos, el consumo de las catequinas presentes en el té verde, pueden ser muy beneficiosas para luchar contra la propagación del VPH o verrugas genitales. Las EGCG serían responsables de inhibir el ciclo celular que hace que el VPH se multiplique.
  • Previene el Alzheimer. Según varios estudios recientes, las catequinas EGCG reducirían los niveles de proteína amiloide, responsables de la muerte de las células nerviosas que deviene en el Alzheimer.
  • Previene los cálculos renales. Debido a su poder antioxidante, el extracto de té verde previene y elimina las calcificaciones. Es decir, reduce la producción y el tamaño de las sedimentaciones de oxalato de calcio que luego se van asentando en los riñones, formando los cálculos.

 

Para cuidar y desarrollar la mente

  • Es estimulante. El té verde tiene propiedades energizantes, ya que posee cafeína y ayuda a la concentración y el trabajo mental.
  • Ayuda a la buena memoria. El té verde podría llegar a ser muy beneficioso para la memoria y para la ubicación espacial. El máximo responsable de estas cualidades sería el compuesto contenido por el té verde conocido como epigalocatequina galate.

 

Para mantener la salud bucal

  • Previene las caries. Según estudios que se han realizado en Asia, los habituales consumidores de té verde tienen menos problemas en sus dentaduras que quienes no lo hacen. Las últimas investigaciones hablan de que, además, el té verde es bueno para los dientes y encías en general.

 

Para cuidar la piel

  • Combate problemas de la piel. El té verde también resulta muy beneficioso para tratar diferentes enfermedades de la piel gracias a su poder antinflamatorio y aséptico. Enfermedades como la rosácea, el acné o la psoriasis se ven muy favorecidas al tratarlas con las propiedades curativas del té verde. Asimismo, por su poder regenerador de la piel, también el té verde es muy bueno para reducir las estrías.
  • Ayuda a minimizar ojeras. Esto se debe a que posee propiedades desinflamantes. El uso externo del té verde es muy amplio: también sirve para teñir el cabello, aliviar quemaduras solares, etc.
  • Elimina y previene las estrías. Las catequinas EGCG son capaces de estimular las células de la piel para diferenciarse y proliferar. Además, pueden acelerar el proceso de cicatrización de heridas y prevenir la formación de cicatrices (estrías).

 

Para adelgazar

  • Ayuda a bajar de peso. Se cree firmemente que el té verde para adelgazar puede llegar a resultar muy efectivo. De hecho, hay investigaciones que determinaron que el té verde en ayunas reduce la acumulación de grasa en el hígado y que es un buen agente de termogénesis; esto significa que puedes utilizar el té verde para quemar grasas. También está comprobado que bloquea la absorción de carbohidratos.
  • Trata el hígado graso y otras afecciones del sistema digestivo. El té verde es de gran ayuda para el correcto funcionamiento del hígado, ya que puede ayudar a combatir la grasa que se acumula en él y es muy buen aliado de la digestión. Los polifenoles son quienes ayudarían a digerir mejor los alimentos.

 

Para regular el sistema circulatorio

  • Disminuye y previene las varices. Su alto contenido en antioxidantes inhibe la formación de placas de colesterol, ayudando a reducir la hinchazón y fortaleciendo las paredes de los vasos sanguíneos. De esta manera, el té verde se convierte en una eficaz ayuda para la no formación de varices.
  • Activa la circulación sanguínea. Esto se debe a que puede mejorar la función de los vasos destinados al transporte de sangre a través del organismo. Además, está comprobado científicamente que contribuye a la relajación de las arterias.

 

Para tratar los problemas del estómago

  • Ayuda a tratar la gastroenteritis. Gracias a sus propiedades antivomitivas y contra las náuseas puede resultar una excelente forma natural de disminuir los síntomas de esta enfermedad. Además, el té verde puede evitar diferentes afecciones relacionados al aparato digestivo.
  • Reduce el reflujo estomacal. Los aceites esenciales presentes en esta bebida aumentan el flujo de los jugos gástricos, lo que facilita la digestión. Además, el extracto de té verde puede suprimir el crecimiento de células cancerosas en el esófago, que en muchas ocasiones son causadas por las lesiones originadas por el reflujo gástrico.

¿Cómo consumir el té verde?

Para aprovechar estos beneficios del té verde, puedes consumirlo en cualquiera de sus muchas presentaciones.

  1. Té verde en infusión: es la forma más sana y natural de disfrutar de las excelentes propiedades del té verde para tu salud. Aprende a preparar la receta básica que y disfruta del té verde caliente, el té verde helado y recetas varias a base de té verde combinado con otros ingredientes.
  2. Té verde en polvo: Una forma sencilla de incorporarlo a exquisitas y originales recetas para deleitar tus sentidos. Puedes usarlo para añadir a batidos, helados o simplemente para preparar té verde instantáneo.
  3. Té verde en cápsulas: este formato ha sido creado para objetivos terapéuticos precisos, en los que en ocasiones, el extracto de té verde se combina con otros componentes, en función de los resultados buscados. En otras palabras, si quieres tomar el té verde como suplemento, esta es la opción ideal.
  4. Aceite esencial de té verde: Añade las propiedades cosmetológicas del té verde a tus propias recetas caseras de belleza. Puedes utilizarlo en cremas y mascarillas para tratar el acné y reducir las arrugas.

 

Otros tés con propiedades excepcionales

Si bien existen una innumerable cantidad de infusiones que comúnmente son llamadas «té», las variedades de té genuinas son las que provienen de la planta Camelia Sinensis. Todas tienen en común su alto contenido en teína (o cafeína) y flavonoides, dos componentes que al combinarse hacen del té un súperalimento. Conoce qué otras variedades de té tienen interesantes propiedades para tu salud.

  • Té rojo: es uno de los tés más elegidos por sus propiedades digestivas y adelgazantes. Utilízalo para eliminar la retención de líquidos y para controlar la diabetes.
  • Té blanco: es un té con muchas propiedades antioxidantes y con bajas dosis de cafeína, por eso es recomendado para personas con problemas cardiovasculares. Puedes beberlo en infusión o en comprimidos.
  • Té negro: es el té más común, el que seguramente tienes en tu casa. Sus propiedades son varias: es antioxidante, diurético y estimulante. Eso sí, debes consumirlo con precaución, porque por su alto contenido en taninos puede provocar estreñimiento e intervenir en la absorción correcta del hierro.
  • Té azul: esta variedad de origen china es una de las favoritas por el sabor y el aroma que le da su proceso de semifermentación. Tiene propiedades similares a las de los demás tés (poder antioxidante, adelgazante y energizante), con el agregado de que tiene un sabor muy peculiar y elegante. Bébelo solo, así disfrutarás su sabor genuino.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba