El Himalaya siente los estragos del cambio climático

El Himalaya es la cordillera más alta de la Tierra. Posee nueve cimas de más de 8.000 m de altura, entre las que se encuentra el Monte Everest, la montaña más alta del mundo.
Situado en Asia, se extiende a lo largo de unos 2.800 km y a lo ancho de unos 350 km, ocupando buena parte de Pakistán, la India, Nepal, Bután y la región china de Tibet, y está rodeado asimismo por otras grandes cordilleras.

Lluvias erráticas, glaciares que se derriten, descenso en la cantidad de nieve caída y una biodiversidad amenazada son los síntomas del cambio climático en el Himalaya.

En la cordillera ha descendido la cantidad de nieve caída, y el aumento de las temperaturas está derritiendo los glaciares, lo que tendrá efectos sobre el caudal de los ríos que nacen en ella.

También pesa una amenaza sobre la fauna y flora de estos montes, que recorren el norte de la India y atraviesan Nepal y Bután, y que son una de las áreas de la tierra con una biodiversidad más rica.

Existe un impacto acelerado de un planeta cada vez más caluroso, presiones insostenibles sobre sus recursos sobre crecientes poblaciones humanas y una extracción insostenible de productos forestales.

En los montes del Himalaya está documentada la presencia de unas 10.000 especies de plantas, 977 de aves, 300 de mamíferos, 269 de peces de agua dulce, 176 de reptiles y 195 de anfibios.

Y además, algunos grandes animales salvajes, como los elefantes, los tigres o los rinocerontes acostumbran a pasar -inadvertidamente, claro- de un país a otro, por lo que los grupos ecologistas reclaman una acción integral transfronteriza para su protección.

Los ríos que nacen en el Himalaya calman la sed de cientos de millones de personas en el subcontinente indio, riegan los cultivos que les alimentan y les proporcionan electricidad.

El cambiante ciclo de lluvias ha llevado en el pasado a efectos devastadores en amplias zonas de la India y Bangladesh, donde se han registrado inundaciones, y está teniendo efectos sobre la seguridad alimentaria de los nepalíes y butaneses.

En algunos lugares el monzón, que hace tradicionalmente acto de aparición en el subcontinente en la misma fecha, llega más tarde, mientras que en otras zonas, por ejemplo en el norte de Nepal, ahora llueve más que antes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba