Ocultan datos del Banco Mundial sobre los biocombustibles para no perjudicar a Bush

bush02

Un informe confidencial del Banco Mundial y publicado por The Guardian, reveló que la producción y promoción del biodiesel habría aumentado hasta un 75% el precio de los alimentos.

Los resultados del estudio, elaborado por un equipo de reconocido prestigio en el ámbito de la economía internacional, se conocieron en el mes de abril, según el diario, pero no se publicaron para evitar dañar al presidente de USA, George W. Bush, uno de los máximos impulsores del biodiésel como una de las fórmulas energéticas para el futuro.

El análisis tiene en cuenta la evolución alcista de los precios y contradice los postulados de Washington que aseguran que la apuesta por esta energía tuvo un efecto mínimo de un 3% en el incremento de los alimentos, además de suponer un varapalo para los defensores que la propugnan como fórmula de reducción de las emisiones de gases y de dependencia del petróleo importado.

En este sentido, uno de los responsables apuntó que la publicación del informe «pondría al Banco Mundial en un conflicto con la Casa Blanca», si bien su difusión en el día de hoy se produce en un contexto crítico en las negociaciones en materia biodiésel, ya que la próxima semana los líderes del G8 se reunirán en Japón con la crisis del precio de los alimentos y las alternativas energéticas como uno de los puntos centrales del encuentro.

Asimismo, los grupos de presión que reclaman una moratoria en el uso de plantas derivadas de los combustibles han incrementado su campaña y países como Reino Unido prevén dar a conocer sus propias conclusiones sobre el impacto del biodiésel con el Informe Gallagher, aún no publicado pese a que su difusión estaba fijada para la semana pasada.

Según el mismo Guardian, este documento indicaría que el uso de combustibles basados en vegetales ha contribuido “de manera significativa” en el aumento récord de los precios de los alimentos. El informe Gallagher ya debería haber sido lanzado hace unos días pero hasta ahora no ha sido divulgado oficialmente.

El documento del Banco Mundial va a ser recibido con alegría por el gobierno brasileño, ya que salva la cara del biocombustible generado a partir de la caña de azúcar, el cual, según el economista Don Mitchell, autor del informe, no tiene un “impacto dramático” sobre el aumento los precios de los alimentos.

El Asesor de Políticas de Oxfam Robert Bailey ha comentado el tema para el reportaje del Guardian: “Los líderes políticos parecen intentar reprimir y hacer caso omiso de la fuerte evidencia de que los biocombustibles son un factor importante en los últimos aumentos de precios de los alimentos. Es imperativo que tengamos el panorama completo. Mientras que los políticos se concentran en mantener felices a los grupos de presión de las industrias, la gente en los países pobres no tiene condiciones de cubrir los costos de su comida.”

Secret report: biofuel caused food crisis

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba