Arnold Schwarzenegger: ‘Terminator’ ecológico

El actor y exgobernador de California Arnold Schwarzenegger se ha convertido en todo un ambientalista que promueve el uso de carros ecológicos. Dice estar convencido de que en un par de décadas los coches híbridos, eléctricos y de combustible biológico estarán muy presentes en ciudades y carreteras de todo el mundo.

La semana pasada, el afamado actor y político acudió al Pabellón Verde del 82 Salón Internacional del Automóvil de Ginebra, que el pasado 8 de marzo abrió sus puertas al público, para mostrar su respaldo a esta tecnología como un elemento clave para combatir el proceso de cambio climático en el planeta.

En su tiempo como gobernador, logró crear una autopista de uso único para los vehículos de hidrógeno, que permite recorrer California de norte a sur, e impulsó el R20, un grupo formado inicialmente por 20 Gobiernos regionales partidarios de los coches ecológicos, que ahora integran más de 400 entidades.

Schwarzenegger recordó en un encuentro con los medios que cuando sugirió en 2003 al Salón del Automóvil de Los Ángeles hacer un evento especial con «vehículos verdes», ofreció una rueda de prensa «flanqueado únicamente por dos coches de este tipo».

«Ahora, nueve años después, en este salón hay 54 coches y un centenar de vehículos, si contamos bicicletas y motocicletas», dijo el exgobernador, que alentó a seguir por el camino de complacer a la gente en un doble sentido: su pasión por los coches y el deseo de legar a las futuras generaciones un planeta limpio y respirable.

Indicó que «sigue habiendo mucho trabajo por hacer» y reconoció que la transformación «no se puede producir de un día para otro», aunque consideró que en la industria ya ha calado la idea de que el futuro ya no pasa por los motores de gasolina.

Planteamientos medioambientales al margen, aseguró que ya se ha ganado la batalla de la imagen, porque hay coches competitivos.

«Ya son equiparables en lo que se refiere a la velocidad, la potencia y el aspecto. Hace diez años, los coches verdes eran feos. A mi no me hubiera gustado sentarme en ellos, pero ahora tenemos coches muy atractivos: deportivos, de dos puertas, de cuatro puertas, SUVs», afirmó.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba