La iniciativa de Buffett y Bill Gates: Giving Pledge ha convencido a varios millonarios de donar al menos 50% de su riqueza

Por: Carol Loomis y Miguel Helft. Doce multimillonarios -con apellidos como Ackman, Bronfman, y Musk- han añadido sus nombres a la Giving Pledge, la campaña iniciada por Warren Buffett, Bill y Melinda Gates en 2010 para estimular la filantropía entre los súper ricos. Eso eleva el número de miembros totales, muchos de los cuales se han comprometido en conjunto con sus esposas, a 81.

Su compromiso es dar al menos el 50% de su riqueza durante su vida o tras su muerte a la caridad. Buffett y Gates desarrollaron la idea de creer que un objetivo cuantificado ayudaría a los ricos a pensar en sus planes filantrópicos.

Las figuras tecnológicas adineradas ocupan un lugar destacado entre los nuevos miembros de la lista. Además de los Samuelis, los nuevos signatarios incluyen a Elon Musk, un emprendedor en serie que es director ejecutivo de Tesla Motors; Michael Moritz, el capitalista de riesgo que ayudó a financiar Google, Yahoo y PayPal, y su esposa, la novelista Harriet Heyman; John Sall, cofundador del fabricante de software SAS Institute, y su esposa Ginger; y John A. Sobrato, un destacado desarrollador de bienes raíces de Silicon Valley, su esposa, Susan, y su hijo, John Michael Sobrato.

Otros nuevos miembros incluyen a dos propietarios de fondos de cobertura, el inversionista Bill Ackman, de Pershing Square, que firmó junto con su esposa, Karen; y Glenn Dubin, de Highbridge Capital Management, y su esposa, Eva; Arthur Blank, cofundador de Home Depot; Steve Bing, de Los Ángeles, uno de los fundadores del grupo empresarial Shangri-La; Edgar Bronfman, del imperio Seagram; Red McCombs, del sector automotriz de San Antonio; y Ted Stanley, fundador de MBI, un desarrollador y comercializador de artículos coleccionables finos, y su esposa, Vada.

Musk, de 40 años, ha creado la Musk Foundation, que ayuda a promover la enseñanza de la ciencia, la salud pediátrica y la energía limpia. «Hasta cierto punto, la razón por la que estoy haciendo las compañías que estoy haciendo es para tener un efecto positivo en el mundo», dice Musk, quien también es presidente de SolarCity, que fabrica sistemas de energía solar para hogares y negocios. «Donar mis bienes a organizaciones de caridad después de mi muerte probablemente dará cierta credibilidad a lo que estoy diciendo acerca de la motivación (para mis obras de caridad)».

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba